Los EPIs “NR” son NO REUTILIZABLES. Como norma general, se deben desechar después de atender a cada paciente.
Distintos organismos nacionales e internacionales, ante la situación de desabastecimiento ante la que nos encontramos, plantean estrategias para paliar esta situación, que de ninguna manera pueden servir para justificar una menor necesidad de adquisición de equipos. Dentro de estas estrategias, la que va en último lugar, y como se explica en la webinar COVID19, con las limitaciones que tiene la escasa evidencia sobre este patógeno en concreto, es la desinfección controlada de equipos con el necesario control biológico, en aras de evitar métodos caseros de fabricación y esterilización.
Por tanto PRECAUCIÓN a la hora de ponerlo en práctica, es imprescindible realizar más estudios que avalen su seguridad y la no viabilidad de SARSCoV2 en las mascarillas, antes de plantearse este tipo de estrategias.
Los esfuerzos deben ir dirigidos a dotar de EPIS suficientes y adecuados, con una protección de máximos a nuestros profesionales, de lo contrario no será posible mantener la asistencia sanitaria.